CURP para imprimir

Se puede acceder al servicio de CURP para imprimir desde cualquier equipo de cómputo que cuente con una conexión a Internet, ya que se trata de un servicio gratis que el Registro Nacional de población pone a disposición de las personas que deseen obtener una copia de su constancia, ya sea para guardarla en un ordenador o bien para tenerla de forma física.

Al día de hoy, muchas secretarías del Gobierno Federal utilizan los datos que provienen de la obtención de la CURP, ya que gracias a eso se puede saber la densidad poblacional de los estados y con ello saber cuáles son las entidades que requieren mayor suministro de recursos públicos para que sus programas sociales funcionen adecuadamente.

CURP para imprimir

¿Que necesitas para conseguir una impresión de CURP?

Desde 1996 hasta principios de la década pasada, la solicitud de CURP y posteriores reimpresiones sólo se podían hacer de manera personal. Es decir, la persona interesada debía acudir a uno de los módulos de atención para que un funcionario le entregara una copia certificada de esta herramienta de identificación.

Esa situación provocó que la gente comenzara a decir que había dos tipos de Clave Única de Registro de mayúscula inicial población. La primera de ellas (“la original”) de color verde y la que se consigue en la actualidad, que no es más que una impresión en escala de grises.

De acuerdo al código del RENAPO ambos documentos tienen exactamente la misma validez, ya que los dos contienen la totalidad de los datos que establecen plenamente la identidad del ciudadano.

Por tanto, los únicos requisitos que se ocupan para calcular la CURP por Internet son:

– Contar con una impresora (laser o de inyección de tinta).

– Una copia certificada del acta de nacimiento o Documento Probatorio de Identidad que se desee utilizar en caso de ser extranjero.

Lo demás es bastante sencillo, ya que sólo deberás capturar en el formulario la información pertinente a cada campo de texto y realizar los pasos que el sistema te irá indicando.

Consulta del CURP

La consulta del CURP puede hacerse rápida y fácilmente a través de Internet. Las herramientas que ocupas para poder hacerlo sin que se llegue a presentar ningún inconveniente, es tener a la mano un equipo de cómputo que sea capaz de conectarse a la web.

Seguidamente deberás iniciar el navegador y después ir a una página de búsquedas (Google, Yahoo, Bing etc.). Posteriormente, en la caja en donde se ponen los resultados, hay que colocar “Consulta de CURP gratis”.

Consulta del CURP

En función de la velocidad de conexión que tengas contratada, se abrirá la lista de resultados. Debes hacer clic en el primer link que te aparezca, ya que este es el que se encuentra vinculado al Registro Nacional de Población (RENAPO).

Una forma sencilla de comprobar si en efecto la página a la que ingresaste es la correcta, es verificar que al lado de la dirección electrónica se muestre un candado de color verde. Eso quiere decir que el portal se encuentra protegido por un sistema de seguridad que tiene la encomienda de resguardar tus datos personales para que no caigan en manos de un pirata informático.

Por otra parte, el formulario para obtener la CURP gratis, es bastante simple, ya que en sus campos de texto lo único que tendrás que poner serán algunos de tus datos personales tal y como aparecen en tu acta de nacimiento.

Te sugerimos tener activada la tecla de “Bloqueo de mayúsculas”y no utilizar acentos, ya que las tildes pueden entorpecer el funcionamiento del algoritmo de busqueda CURP.

Una vez que la información haya sido introducida de manera correcta, oprime el botón “Buscar” y espérate a que se active el procedimiento de localización de las constancias CURP. (Este proceso no demora más de 20 segundos).

Finalmente, revisa en la ventana emergente que se abrirá al ubicar el registro deseado, que los datos vertidos sean correctos. Si estás conforme con la información, da clic en “Imprimir formato”, ya que de ese modo conseguirás una impresión de CURP.

Impresion de CURP

Los procesos que se utilizan actualmente para llevar a cabo una impresion de CURP son muy distintos a los que se tenían que realizar a finales del siglo pasado. No solamente porque los equipos de cómputo eran mucho más lentos, sino porque la mayoría de las personas no tenían acceso a Internet, salvo que acudieran a un café cibernético.

Hoy en día eso ha cambiado notoriamente. Por ejemplo, podemos ver a personas checando su cuenta de correo electrónico desde su celular o inclusive haciendo una “video llamada”.

Impresion de CURP

Continuando con el tema del cambio tecnológico, no podemos dejar de mencionar que las impresoras ahora tienen la oportunidad de “copiar” prácticamente cualquier tipo de fuente siempre y cuando lo tengamos dado de alta en el ordenador.

Antes este tipo de periféricos únicamente venía configurado para el idioma inglés. En otras palabras, cuando poníamos en un texto algún caracter ajeno a la lengua anglosajona (Acentos, diéresis, etc.), de manera inmediata se colocaba un*en lugar de dicho carácter, lo que provocaba que los documentos que se trasladaban al papel no quedaran bien presentados.

En los tiempos que corren, cuestiones como esas ya han sido almacenadas en el “baúl de los recuerdos” para no volver jamás.

Por otra parte, los trámites en línea puestos a disposición de la ciudadanía por parte del Gobierno Federal, han permitido que cualquier persona solicite su CURP por Internet, con sólo proporcionar unos cuantos datos personales.

Lo que intentamos decirte es que con los trámites online, te olvidas por completo de la burocracia. Es decir, en tu tiempo libre, puedes obtener la CURP gratis, conectándote a Internet, sin tener que abandonar tu área de trabajo o tu domicilio.

Volviendo al tema de la impresión de CURP, no debemos olvidarnos de que al llevar a cabo esta acción, podremos concluir un sin número de trámites de manera mucho más veloz. Por ejemplo, si nos acercamos a una institución de seguros para pedir una cotización sobre un plan de gastos médicos mayores, lo más probable es que el asesor que nos brinde la atención, requiera que le mostremos una copia de la Clave Única de Registro Población, en el caso de no contar con el RFC.

Imagina por un instante que con la CURP llevas a todos lados tu acta de nacimiento en tu cartera, gracias a que este instrumento tiene un tamaño reducido y prácticamente cabe en cualquier bolsillo.

También si buscas trabajo, el anexar tu CURP como método de identificación personal, le brindará la oportunidad al personal de recursos humanos de contrastar tus datos con la información vertida en el Registro Nacional de Población (RENAPO).

Después de haber tocado algunos de los temas de interés que guardan relación con la impresión de CURP, te hemos preparado una guía práctica para que te conviertas en todo un experto a la hora de buscar tus datos en el sitio oficial de consultas.

Pasos para obtener una impresión de CURP

– Lo primero que deberás hacer será sentarse frente a una computadora de escritorio o una portátil. Sé que aun que desde un teléfono celular, también sería posible mandar a imprimir la CURP gracias a la tecnología Wi-Fi, lo más cómodo es tener una pantalla de buen tamaño a tu disposición, a fin de que puedas leer todo lo que se te exige con claridad.

– Después acciona el navegador de Internet que más te guste y en la barra de direcciones limítate a escribir la siguiente dirección consultas.curp.mx (El haber omitido el protocolo de www., no ha sido ningún error, sino simplemente una manera de demostrarte que ahora los exploradores web enlazan directamente a los sitios, sin necesidad de poner la dirección completa).

– Una vez que se haya cargado el contenido de la página, tendrás dos opciones para imprimir la curp gratis: Debo confesarte que mi preferida es la primera, o sea, en la que únicamente debes colocar el código de seguridad que aparece al lado derecho superior de la pantalla y las dieciocho letras y números que conforman a la Clave Única de Registro de Población.

Desgraciadamente no todos los individuos que desean obtener una copia de esta herramienta cuentan con la credencial del INE o la del IFE que también incluía la CURP como dato adicional.

No obstante, no hay nada por lo que alarmarse, pues aunque el procedimiento de búsqueda de CURP será un poco más cerrado, el grado de dificultad para conseguirlo no aumenta en absoluto. El sistema te pedirá que ingreses tu nombre completo, empezando por tus apellidos y siguiendo con tus nombres de pila.

Posteriormente, indica tu sexo, fecha de nacimiento y el nombre del estado de la República Mexicana en donde se localiza el original de tu acta de nacimiento (o como a los funcionarios del Registro Nacional de Población les gusta denominarlo: Documento probatorio de identidad).

– Consecutivamente oprime el rectángulo de “Buscar” para que se active la pestaña emergente que permite la impresión de la CURP. Puede suceder que este paso no pueda completarse, debido a que en la configuración de tu navegador de Internet, tienes bloqueada la apertura de ventanas emergentes.

Por ello si te percatas de que luego de que han transcurrido un par de minutos, no ves ningún cambio en la página principal, revises el apartado de configuración de tu explorador y cambies la configuración que viene de fábrica, para que así la información de la CURP gratuita se muestre en pantalla.

– Luego de haber verificado tu información personal localizada por el sistema, pulsa encima del enlace que lleva por nombre “Imprimir formato”. En algunos equipos de cómputo, el uso del ratón ya no es necesario, dado a que estos dispositivos funcionan con una pantalla táctil.

– Una vez más se abrirá otra ventana, sólo que dentro de esta podrás observar una copia fiel de tu CURP Verde presentado en escala de grises y listo para ser impreso.

– El último paso para completar esta operación será la de encender tu impresora y luego oprimir el botón de imprimir (Aunque también se puede utilizar el teclado para enviar el comando de impresión de un modo abreviado).

Hasta la fecha no hay límite en cuanto al número de impresiones de CURP que puede llevar a cabo un ciudadano.